Plantas mágicas para calmar a tu gato

Es importante asesorarse bien para encontrar las más apropiadas de acuerdo al animal. Es importante asesorarse bien para encontrar las más apropiadas de acuerdo al animal. Foto: iStock - Yasmine V.

Además del catnip, más de un tipo de planta es útil para calmar a un gato. Aquí, los pro y los contra de este tipo de suministros naturales.

La nepeta cataria, comúnmente conocida como catnip, es una planta que atrae mucho a los gatos pero que les produce efectos bastante alocados. Tiene su magia en su intenso olor mentolado y en la nepetalactona, su principio activo, una sustancia que actúa sobre las células activando las neuronas sensitivas en estas mascotas. Aunque no tiene efectos secundarios, debe administrarse con moderación. Se recomienda su uso para acercar a nuestro felino a un nuevo juguete o para motivarlo a realizar una actividad física.

Una de las desventajas de esta planta es que no a todos los gatos les gusta (suele surtir efecto en uno de cada tres). Por otro lado, si lo que queremos es calmar de inmediato a nuestra mascota o ayudarla a relajarse mientras se adapta a un proceso de cambio o a un ambiente estresante, el catnip no es la mejor opción puesto que los gatos expuestos a estos factores generalmente no reaccionan a su efecto.

¿Ya sabes por qué los gatos aman tanto el sol?

El aceite esencial de lavanda es otro maravilloso relajante y su efecto es inmediato. La aromaterapia es una de las alternativas de mayor acogida para animales, pero es importante asegurarnos de que realmente se trate de aceites de grado terapéutico y de que la marca que los distribuye está respaldada por estudios veterinarios. No debemos usar cualquier esencia, mucho menos en pebeteros.

La lavanda es excelente para acompañar procesos de estrés como hospitalizaciones, traslados, mudanzas, duelos, etc. También la podemos usar cuando nuestro gato es de temperamento nervioso, poco sociable, miedoso o, incluso, cuando es demasiado activo en las noches. Su mayor desventaja es que suele ser costosa, así como todos los aceites de grado terapéutico y los difusores de aromaterapia.

Las flores de Bach, por su parte, funcionan muy bien en los gatos y no tienen efectos secundarios. Algunas, como el mímulo o el heliantemo, son útiles para afrontar el miedo, mientras el nogal ayuda a la adaptación, el castaño blanco a la tranquilidad mental, la agrimonia a la ansiedad y la mostaza a la tristeza. Es importante asesorarse bien para encontrar las más apropiadas de acuerdo al animal. Normalmente, las preparan en farmacias homeopáticas o centros holísticos, y siempre hay que precisar que es para animales. Las recomiendo y uso en absolutamente todos mis pacientes.

Carolina Alaguna Cruz, médica veterinaria de la Universidad de Ciencias Aplicadas y Ambientales, UDCA, y magíster en Investigación en Ciencias Veterinarias con énfasis en Etología Clínica de perros y gatos de la Universidad Autónoma de Barcelona, España.

Cuando tienes un gato notarás su envidiable manera de dormir, parece que es la actividad favorita de muchos.

Gif: Vía Giphy.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.