Serpukhov Museum of History and Art Serpukhov Museum of History and Art

El gato que se convirtió en el empleado estrella de este museo

Aunque parezca difícil de creer, este museo ruso tiene dentro de su nómina a un gato que trabaja como el portero del edificio y que como cualquiera tiene horario y salario.

No es broma, aunque sí empezó siendo una, pues hace unos meses en el día de los inocentes de la ciudad de Sérpujov, situada a 99 kilómetros al sur de Moscú, Rusia, los trabajadores del museo de arte e historia tuvieron la idea de difundir la información de que Maray, un gato que hace unos pocos meses había llegado al lugar se había postulado como portero de la mansión y que incluso había firmado un contrato. 

Te puede interesar: De dónde viene el mito “Las 7 vidas de un gato”

Sin embargo, los medios de comunicación de ese país se tomaron muy enserio esa información y comenzaron a llamar al lugar para solicitar fotos y entrevistas sobre esta “noticia”. Cuando los directivos del lugar se dieron cuenta del impacto mediático que había tenido la broma decidieron hacerla realidad y contratar al gato como el nuevo portero del museo.

No dejes de ver: Gatos negros: ¿superstición o realidad?

Maray, como cualquier otro empleado tiene horario de 9:00 a.m hasta las 5:00 p.m con espacio para el almuerzo.  Además, según lo comentó BuzzFeed,  el día que recibe su salario se le da porciones de pescado o chuleta.

Dentro de las funciones de Maray  se encuentra: estar muy cerca a la entrada principal,  recibir a los visitantes y dejarse tomar fotos con él, pues es un gato muy amigable. Por su parte el museo, supo usar muy bien la fama de este felino como estrategia publicitaria.

Mira también: El festival que les rinde homenaje a los perros 

 Todas las fotos son de Serpukhov Museum of History and Art

Lee: La guardia felina del museo del Hermitage de San Petersburgo

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.