Los beneficios de tener una mascota

El amor de un perro es increíble, tanto así que recibir todo el cariño que tu peludo te brinda, puede resultar siendo muy bueno para tu salud mental y física.

¿Alguna vez te has preguntado por qué tenemos perros en casa? Las teorías acerca de la domesticación de los animales se remontan a miles de millones de años atrás, cuando el ser humano fue evolucionando, y con su progreso, llegaron necesidades para las que tuvo que pedir ayuda a la naturaleza. Por cuestiones de supervivencia y desarrollo, convirtió en su aliado al lobo, quien también evolucionó hasta convertirse en lo que ahora son nuestros peluditos.

Hoy en día, los que consideramos parte importante de la familia, siguen siendo esos aliados que miles de millones de años atrás nos ayudaron a cazar y a mantener seguros nuestros campamentos de los forasteros, con la diferencia que ahora, resultan siendo mucho más beneficiosos para el hogar, de lo que fueron años atrás.

Que tu casa esté compuesta por un perro, trae muchas más ventajas que el simple hecho de sentirte acompañado. Aquí te enumeramos algunos de los beneficios que tiene contar con la presencia de un perro en casa.

  1. Mejora tu nivel de actividad física

El perro es un animal muy activo, lo que significa que debes estar a su altura. Según un estudio realizado por investigadores canadienses de la Universidad de Victoria en 2006, las personas con perros en sus casas caminaron un promedio de 300 minutos por semana, en comparación con aquellos que no tienen mascotas, que caminaron un promedio de 168 minutos. Ten por seguro que tu estado físico mejora cada que vez que sales a jugar con él, o incluso, cuando simplemente lo sacas cada vez que tiene que hacer sus necesidades.

  1. Reduce los niveles de estrés

Como es necesario ejercitar a tu peludo para que queme energía, y así evitar desastres causados por el estrés que trae el sedentarismo, de paso tú estás haciendo lo mismo por tu salud emocional cuando lo sacas a pasear. Y si eso no es suficiente, ¿Quién no disfruta de pasar tiempo consintiendo la barriguita de un perro? Seguro eso te pone de buen humor, reduce tus niveles de preocupación y te saca más de una sonrisa.

  1. Cura la depresión

El sentimiento de soledad está latente en todos los seres humanos, en unos más que en otros, pero nadie está exento de sufrir depresiones o tristezas profundas. Un perro en casa es el despertador cada mañana que nos impulsa a salir de la cama, es un motivador para salir de la casa e incluso, para socializar con otros dueños.

  1. Detección de enfermedades

Muchas son las historias que se conocen sobre personas que han sido salvadas por su peludo, después de que este detecte con su olfato enfermedades de las que ni ellos mismos son conscientes. Hoy en día, existe incluso una organización británica llamada "Perros de Detección Médica", y cuenta con ocho canes que olfatean 3.000 muestras de orina de pacientes del Servicio Nacional de Salud, para identificar si pueden distinguir quién tiene cáncer y quién no.

  1. Defensas al máximo

Estar expuestos a los gérmenes y bacterias que llevan los perros en sus patas y en especial, su boca, hacen que nuestro sistema inmunológico esté constantemente alerta y así pueda combatir más fácil cualquier tipo de enfermedad. Para los niños pequeños, la oportunidad de crecer cerca de un perro les ayuda notablemente a ser menos propensos a las alergias si tienen contacto con ellos desde bebés.

La voz de un experto

“El ser humano en su naturaleza siempre ha propendido por su tranquilidad, reconocimiento y socialización. Por ello, busca caminos, elementos, objetos que le garanticen su bienestar y felicidad. En razón a los cambios bruscos que ha dado la humanidad, el ser humano ha ido perdiendo vinculación consigo mismo, por esto busca ese bienestar a través de objetos o de otros seres como los animales, en los que encuentra, además de compañía, entes depositarios de sus vacíos, de sus necesidades de ser validado y útil, pero además de encontrar en ellos amor, lealtad y seguridad.  

Yo recomiendo a mis pacientes que sufren de soledad o que acusan de abandono a los suyos, que se acompañen de un perro, ellos tienen la particularidad y la disposición de ser excelentes compañeros, de prodigar cariño y amor. Igual que lo recomiendo a un hogar con niños pequeños, ya que para ellos, un perro es útil para generar confianza, seguridad, y para desplazar a ellos posibles problemas psicológicos.”

Luis Alberto Contreras Suarez

Psicólogo clínico.

 

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.