El oncólogo veterinario Greg Ogilvie cree que los animales con cáncer deben tener una buena calidad de vida. El oncólogo veterinario Greg Ogilvie cree que los animales con cáncer deben tener una buena calidad de vida. Foto: Rafael Gazabón

“Los animales con cáncer no deben sufrir”

El reconocido oncólogo veterinario Greg Ogilvie habló en exclusiva con 4Patas sobre su amor por los animales y su misión de encontrar la cura contra el cáncer sin comprometer su calidad de vida.

¿Cuándo comenzó tu amor por los perros?
Empezó a una edad muy temprana. Yo debía tener cinco o seis años y vivía en un rancho en Colorado (Estados Unidos). Allí teníamos toda clase de animales y con ellos aprendí cuáles eran sus necesidades, qué comida requerían para crecer fuertes y cómo cuidarlos durante sus enfermedades. Tuvimos venados, caballos, perros, gatos e incluso águilas.

¿Alguna vez en tu vida quisiste escoger una carrera diferente?
No, yo siempre quise ser veterinario. Cuando tenía seis años una de nuestras vacas estaba dando a luz y yo salí corriendo hasta una casa veterinaria para pedir ayuda, así que el médico fue al rancho. Y estábamos los dos ayudando a la vaca a parir, con el sol saliendo de fondo y pensé: “No puedo imaginarme haciendo algo diferente el resto de mi vida”.

¿Por qué escogiste la oncología como tu especialización?
Un día me pregunté cuál sería la mayor contribución que podría hacer a la medicina veterinaria y me di cuenta de que hay muchas cosas que se tratan fácilmente, pero el cáncer es una enfermedad más difícil y causa la muerte de una gran cantidad de animales cuando envejecen. Así que me decidí ayudar a los animales con este sufrimiento.

¿Qué es lo más importante a la hora de tratar a los animales con cáncer?
A mí no me importan solo los animales, sino también sus familias. Por esta razón estamos desarrollando terapias compasivas, ya que la calidad de vida lo es todo en la medicina veterinaria. Nosotros no debemos dejar que el paciente sufra, ni que su tratamiento le haga daño; de eso se tratan nuestros desarrollos terapéuticos, de dar salud y bienestar mientras buscamos la cura.

¿Qué signos de alerta deben tener en cuenta los dueños de animales?

Lo más importante es ir al veterinario por lo menos una vez al año o hacer chequeos regulares, porque el diagnóstico temprano de cáncer es lo más importante que se puede hacer para incrementar el porcentaje de cura. Así que cualquier protuberancia o bulto, fluido, hinchazón, mal aliento o cambio en el comportamiento del animal debe ser tratado por el veterinario rápidamente. Es crucial tratar cualquier anormalidad de inmediato.

Si el animal ya ha sido diagnosticado con esta enfermedad, ¿cuál es tu recomendación para cuidarlo en casa?

Es importante que sepan que el cáncer no es contagioso, así que no presenta ningún riesgo para las personas que viven en la casa. Además, es necesario establecer una relación con un veterinario para que cuando cualquier síntoma cambie se le consulte lo más rápido posible. Para nosotros es importante que el paciente con cáncer viva lo más normal y feliz que pueda. En casa solo tienen que brindarle cariño, sus medicinas, comida y lo que indique el médico.

Y cuando el animal muere, ¿qué le recomiendas a nuestros lectores para afrontar la situación?

Para mucha gente la pérdida de su mascota es su primer contacto con la muerte, por lo que pueden tener un proceso de duelo sano. Honrar a la mascota, recordarla a través de pequeños detalles como tener la impresión de su pata, fotografías y conmemorar su vida es algo que ayuda mucho. Es necesario incluir a los niños en este proceso porque ellos necesitan aprender esa lección de vida: que se puede morir con dignidad, confort y de una manera en la que todos se puedan despedir.
¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.