Cómo darle una mejor calidad de vida a tu perro adulto

iStock - Pekic iStock - Pekic Foto: iStock - Pekic

La alimentación es uno de los elementos esenciales para brindarle una mejor calidad de vida a tu mascota, especialmente en su etapa de vejez.

Para alimentar adecuadamente a tu perro, primero es importante identificar claramente en qué etapa se encuentra. Si bien, variables como la raza, su tamaño, la alimentación que ha tenido a lo largo de su vida y su estilo de vida condicionan la facilidad para determinar su edad, es necesario contar con la asesoría de un médico veterinario.

Igualmente, es fundamental tener presente que el envejecimiento de tu mascota no es una enfermedad y que tampoco significa más problemas; sencillamente, representa mayor atención y cuidados especiales para prevenir malestares y darle a tu perro una óptima calidad de vida.

En segunda instancia, se debe reconocer que si tu perro se encuentra ya en una etapa de envejecimiento, comenzará a presentar síntomas muy semejantes a los de los humanos, que afectan su estado de ánimo y su bienestar. Son signos como la pérdida de la memoria, confusión mental, deficiencia de respuesta a comandos en su entrenamiento, dolor en las articulaciones, dificultad para moverse y hasta un incremento injustificado de peso.

La creencia popular es que se logra saber con exactitud la edad de un perro multiplicando los años que lleva de vida por siete. Sin embargo, son muchas las variables que pueden afectar la precisión para determinarla. Luz Stella Gallego Hernández, médica veterinaria y líder veterinaria en Nestlé Purina comenta que “Un perro de tamaño pequeño, por ejemplo, inicia su etapa de vejez hasta los 10 años; así mismo, los perros de raza pura envejecen antes que los mestizos, por la combinación genética resultado de los cruces”.

¿Cómo mejorar la calidad de vida de un perro en su vejez?

La clave está en su nutrición y en la actividad física. Se recomienda incluir en la dieta diaria de tu perro glucosamina para mejorar su movilidad, altos niveles de proteína para conservar la masa muscular, y vitaminas y minerales para que protejan su sistema inmunológico.

En términos de actividad física, se recomienda dar caminatas varias veces al día con tu perro y fomentar que comparta espacio con más personas y animales con frecuencia; esto facilita el enriquecimiento mental requerido para esta etapa. También se aconseja usar en casa iluminación de diferentes colores durante la noche para estimular su visión.

Por otro lado, algunas adecuaciones en casa son importantes para ayudarle a tu perro, como por ejemplo usar superficies antideslizantes y ubicar en puntos clave objetos con aromas que llamen su atención. En zonas que requieran el ascenso y el descenso de tu perro, como el carro o la cama, se pueden colocar escaleras o rampas.

Por fortuna, existen cambios en los hábitos de tu perro que pueden ayudarle a retrasar los efectos de los años e incrementar su bienestar. “La alimentación de las mascotas es uno de los primeros aspectos por evaluar en su vejez: glucosamina para las articulaciones, fibra para evitar la obesidad y aceites botánicos para una mente activa, son algunos de los principales componentes recomendados para esta etapa”, asegura Luz Stella.

La marca Pro Plan de Nestlé Purina, líder en investigación y desarrollo de alimentos para cada una de las etapas de los perros, creó una solución pensando en la salud cognitiva de la mascota en etapa de vejez. Se trata de Active Mind, un producto especializado que incluye los nutrientes necesarios que estimulan el cerebro de tu perro y lo mantienen activo y alerta por más tiempo.

“Pro Plan Active Mind fue diseñado para retrasar y minimizar los signos y síntomas de la vejez, alargando así las oportunidades de vida de alta calidad del perro y proporcionándole mayor bienestar en esta etapa”, puntualiza Gallego.

La experta veterinaria también asegura que el primer año de un cachorro corresponde a los primeros 15 años de vida de una persona, pues en este tiempo la mascota desarrolla los mismos aspectos que el ser humano durante su infancia y adolescencia; por lo anterior, un perro de dos años estaría atravesando la etapa de un adulto joven.

Finalmente, se recomienda contar con la constante asesoría y revisión de un médico veterinario para garantizar el mayor bienestar para tu mascota en esta etapa de la vida.

via GIPHY

*Este contenido llega a ti gracias a Active Mind de Pro Plan de Nestlé Purina.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.