Lina Tejeiro nos presenta su cómplice de travesuras, Kimmy

La actriz, modelo y empresaria habló con 4patas para contarnos porqué su relación es casi como de madre e hija.

Lina Tejeiro ha estado en las pantallas de los colombianos desde que tenía nueve años. Su participación en la serie Padres e Hijos la catapultó al reconocimiento público y le permitió convertirse en una de las actrices con más seguidores en el país. A pesar de la fama y de algunos momentos difíciles en su vida privada, mantiene la sencillez y espontaneidad que la han caracterizado siempre y que imprime en cada uno de sus papeles.

A su éxito en novelas como Los graduados y El Chivo, se suma su más reciente papel, el de empresaria. Junto a su familia dirige Shop Lité, una marca juvenil de gorras con mensajes de moda que en su fabricación emplea a madres cabeza de familia en Villavicencio. Actualmente hace parte del elenco de la novela ‘La ley del corazón’ para RCN Televisión.  Para esta ocasión, nos cuenta un poco más sobre Kimmy, su fiel compañera.

Lee la historia de, Carolina Acevedo: "El amor por los perros lo llevo en la sangre"

¿Desde cuándo empezó tu amor por las mascotas?

En mi casa siempre hubo perros. Primero tuvimos un labrador, que aunque destrozaba todo, era hermoso. Luego llegó un beagle que se llamaba Pocholo, era el consentido de la casa y lo cuidábamos con mis hermanos. Desde ahí supe que me encantaban los perros y cuando me independicé y mis hermanos mandaron a Pocholo a Villavicencio, decidí que quería uno propio.

¿Cuándo llegó Kimmy a tu vida?

A ella me la regalaron hace dos años. Me la dieron cuando tenía apenas dos meses y se suponía que era una yorkshire terrier  miniatura, pero no fue así, porque ella es un poco más grande. Se suponía que podía cambiarla si no era la raza que quería, pero para entonces ya estaba completamente enamorada de ella y fue imposible separarnos. Por eso me la quedé.

¿Por qué le pusiste Kimmy?

El nombre se lo di porque, el apodo de Kim Kardashian y ella es un personaje que admiro. Me sorprende mucho lo hábil que ha sido para manejar su carrera y sus negocios, para sacar provecho de cada proyecto que emprende.

¿Qué cuidados tienes con ella?

Kimmy es súper estricta con la comida y nunca le han gustado los concentrados, por lo que al principio fue difícil alimentarla y le dio gastritis. Desde entonces decidí pasarla a una dieta BARF especial para perros que le preparo en mi casa sin sales, conservantes u otros ingredientes que le hagan daño. Acostumbro peinarla mucho, porque tiene el pelo muy delgado y vive despelucada. También procuro sacarla dos veces al día para que pueda correr y jugar.

En Vídeo: Alejandra Azcárate: "Mariposa llenó mi vida de colores"

¿Cómo haces para sacar tiempo y estar con ella?

Me acompaña a todas partes. Cuando son grabaciones en exteriores, donde haya prados grandes o parques la llevo conmigo y la saco a pasear en los descansos. De lo contrario la dejo en el guacal donde la cargo y permanece ahí mientras estoy grabando. Si definitivamente no puedo llevarla conmigo, la dejo con mi mamá que la adora, la consiente y la acompaña mucho.

¿La has dejado en guardería alguna vez?

Hace poco hice un viaje a Europa y tuve que dejarla en una guardería durante un mes. Fue muy difícil para mí pero sobre todo para ella, porque es poco sociable a causa de un episodio que sufrió cuando era muy chiquita. Cuando llegó a mí me dijeron que la podía poner a jugar con otros perros desde los tres meses y no fue así. La llevé a un parque cerca de mi casa y una manada de perros grandes la persiguió y luego la acorralaron. Desde entonces les tiene mucho miedo a los perros grandes y por eso prefiero no llevarla a guarderías.

Te puede interesar: Las 7 razas de perros que viven más que el promedio

¿Le pasó algo mientras estuvo en la guardería?

No, no la atacaron ni nada parecido, pero cuando está lejos de mí, se deprime y no come. Cuando eso pasa normalmente tengo que paladearla para que vuelva a alimentarse y darle solo lo que le gusta. Creo que es bastante consentida, y con mi mamá la malcriamos un poco, pero no puedo evitarlo porque la veo como a mi hija.

¿Cómo le va con las personas?

Es un poco tímida pero si le das tiempo se vuelve muy juguetona. Se deja consentir más de los hombres y le encanta que le jueguen con una pelota de tenis morada que tiene, porque la lleva a todas partes y si se la lanzas, la trae. Se lleva muy bien con mi sobrina Julieta y con Greeicy Rendón, mi mejor amiga, que tiene dos perritas, una yorky y una pomerania. Le va muy bien con mis hermanos y adora a Mike, el novio de Greeicy. Los ve e inmediatamente se pone patas arriba y le muestra la panza para que la consientan.

¿Qué otros juguetes tiene Kimmy?

Ella tiene una cama miniatura que casi nunca usa, pero se divierte mucho con los peluches que le he ido comprando. Tiene uno como Perry el ornitorrinco y un pitufo gruñón que carga siempre. Sus favoritas son las pelotas de tenis, porque son con las que más puede correr.

Además

¿Qué es lo mejor y lo peor que te ha pasado con Kimmy?

Nos ocurrió un episodio que reúne las dos cosas. Desde hace un tiempo a Kimmy le dan unos desmayos muy extraños que todavía no sabemos por qué ocurren. Está en tratamiento con un neurólogo, pero hasta el momento no le han dado un diagnóstico definitivo. Cuando se desmayó por primera vez fue la peor experiencia para las dos, me asusté mucho. Eso me hizo darme cuenta de cuánto se puede amar a una mascota y de la responsabilidad que significa tenerla y cuidarla. Eso fue algo muy positivo y es por eso es que la protejo como a una hija.

¿Te gustan más los perros o los gatos?

Los gatos me parecen divinos, pero les tengo susto. Creo que es más por algo que me inculcó mi mamá cuando era pequeña a que verdaderamente les tenga miedo. Normalmente si los veo, los consiento y me generan mucha curiosidad porque pienso que se parecen mucho a los humanos, pero no tendría uno. Además Kimmy es un poco celosa y creo que para ella sería difícil adaptarse a un gato, o incluso, a otro perro.

¿Le tienes algún accesorio?

Le he comprado muchísima ropa, faldas, tutús, vestidos, chaquetas, incluso le tengo una camiseta de la selección Colombia, pero nunca las usa. No le gusta la ropa ni los accesorios y si intento peinarla con un moño lo muerde hasta que se lo quita.

¿Es juiciosa, o te hace males?

Nunca, jamás me ha dañado nada o ha mordido mis zapatos. Lo peor que puede hacer Kimmy es regar la basura si la llego a dejar por ahí o roer huesos de pollo cuando los encuentra; de lo contrario es muy juiciosa y noble. Procuro hablarle mucho y sé que entiende, es incondicional y sabe cuándo he tenido un mal día o si estoy triste. Se sienta en mis piernas y me arruncha para darme a entender que me apoya.

No dejes de ver: Las reglas de oro para hacer feliz a tu perro

¿Qué te gustaría que la gente supiera de Kimmy?

Que es muy atenta y vive alerta. Está muy pendiente si suenan las llaves o nuestra puerta y la de los vecinos. Hace un tiempo comenzó a ladrar y no dejó de hacerlo en toda la noche, cuando a la madrugada me paré a ver qué pasaba me di cuenta de que había dejado la puerta abierta y ella estaba ahí tratando de avisarme. Hasta que no la cerré no dejó de ladrar, es muy protectora.

Además de las mascotas de Greeicy, ¿interactúa con otros perros?

Sí, pero solo si son pequeños. En el parque cerca a mi casa hay un grupo de personas con este tipo de mascotas. Tiene dos amigos muy especiales, uno de ellos sufrió una enfermedad y tiene una silla de ruedas en sus patas traseras, así que Kimmy lo ayuda y comparte con ellos sin problema. También está Sasha, una lobo siberiano, que a pesar de ser de raza grande es muy calmada y deja que Kimmy la huela y juegue con ella.

Mira también: Los amantes de los gatos son más cultos que los de los perros, ¿por qué?

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.