Ehrlichiosis, el enemigo oculto transmitido por garrapatas

123 RF 123 RF

Esta enfermedad puede poner en riesgo la salud de tu peludo. La prevención es la mejor alternativa para librar a tu perro de esta terrible infección.

¿Qué causa la ehrlichiosis?

La ehrlichia es una bacteria que afecta a algunos animales, entre ellos a los perros, causándoles ehrlichiosis, una infección que afecta directamente los glóbulos blancos presentes en la sangre. Si bien existen muchas especies de ehrlichia que infectan a varias especies de animales, solo algunas afectan a nuestros peludos. 

¿Cómo se transmite la ehrlichiosis?

Es transmitida a tu perro por garrapatas que se contagiaron 24 y 48 horas antes, al alimentarse de la sangre de algún animal infectado. Pero esta no es la única vía de transmisión. También puede darse mediante transfusiones de sangre contaminada con la bacteria.

Te recomendamos leer: Estas son las enfermedades de piel más comunes en las mascotas 

Foto: 123 RF

Factores de riesgo

Si bien la ehrlichiosis se transmite a nivel mundial, hay algunos factores de riesgo que debes considerar en Colombia. Esta enfermedad se presenta en áreas en las que las garrapatas son comunes, por ejemplo, en las regiones templadas y cálidas del país es usual encontrar garrapatas, particularmente en zonas enmontadas y con pasto alto.

Debido al cambio climático, en algunos parques de Bogotá también se han reportado garrapatas.

Pero tu mascota no solo se contagiará al estar en pasto alto. También puede infectarse en ciudades de clima frío o al entrar en contacto con otro peludo que esté infectado y tenga garrapatas.

Un estudio realizado en Medellín concluyó que los cocker spaniel, los siberian husky, los pug y los labradores retriever son las razas que más frecuentemente sufren de ehrlichiosis en esta ciudad. Si bien todas las razas de perros pueden infectarse, las de origen europeo tienden a desarrollar cuadros crónicos más serios.

Mira también: Remedios caseros para controlar las plagas en perros y gatos

Síntomas más comunes

  • Depresión
  • Falta de energía
  • Pérdida de apetito
  • Sangrado por la nariz
  • Hematomas en encías y en el abdomen
  • Cojera
  • Pérdida de peso
  • Inflamación de ojos y de patas 

Fases de la enfermedad

La ehrlichiosis puede presentar tres fases. La aguda se desarrolla usualmente entre una y tres semanas después de haberse dado la infección por la garrapata. Esta fase dura de dos a cuatro semanas.

Durante esta fase, la ehrlichia se reproduce en las células sanguíneas. Como resultado de la infección, los nódulos linfáticos, el hígado y el bazo incrementan su tamaño. Si el perro no puede controlar la infección, pasará a la fase subclínica.

Te puede interesar: Remedios caseros para controlar las plagas en perros y gatos

Foto: 123 RF

En esta, que pueda durar meses o años, tu peludo se verá aparentemente normal, pero en su cuerpo permanecerá la bacteria. Esta terminará siendo eliminada o, de lo contrario, llevará al animal hasta la fase crónica; todo depende del estado de salud de tu peludo y de su genética.

La fase crónica puede ser leve o severa. Cuando un perro entra en esta etapa de la enfermedad, corre el riesgo de que la patología vuelva a presentarse periódicamente, especialmente durante periodos de estrés. 

Además lee: ABC de los anti-pulgas y anti-garrapatas 

¿Cómo tratar la ehrlichiosis? 

Antibióticos como la tetraciclina o la doxicilina son la mejor arma contra la ehrlichiosis. Usualmente, el veterinario comienza el tratamiento antibiótico por tres o cuatro semanas, incluso si los síntomas del perro mejoran significativamente.

En algunos casos severos puede llegarse a necesitar transfusiones de sangre y fluidos intravenosos. Para evitar posibles daños colaterales ligados a la respuesta inmune del perro, como artritis o problemas plaquetarios, el veterinario le puede administrar a tu perro corticoesteroides.

La mejor acción es la prevención

Prevenir las garrapatas es el mejor camino para evitar que tu perro se infecte de ehrlichiosis. Revisa, al menos una vez a la semana (o con más frecuencia si vives en climas cálidos o templados, o si has llevado a tu perro a zonas de alta exposición), el pelo y la piel de tu perro para verificar que no tenga garrapatas.

Evita que tu peludo frecuente pasto alto o zonas enmontadas y, antes de llevártelo de vacaciones a tierra caliente, opta por dejarlo sano y salvo en un hotel-guardería de tu ciudad.

Foto: 123 RF

Algunos productos contra garrapatas pueden ser aplicados en la piel de tu perro, pero su efecto se verá disminuido frente a altas cargas de este parásito. También existen otros productos químicos para controlar las garrapatas en la casa de tu perro y en elementos que él usa con alguna regularidad. En todo caso, antes de usar estos productos consulta a tu veterinario de confianza.

No dejes de ver: ¿Qué hago si mi perro tiene sarna? 

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.